Mariia Butina fue acusada de “conspiración para actuar como agente para Rusia” antes de la cumbre Trump-Putin

Luego de la polémica conferencia de prensa conjunta que brindaron el presidente de Estados Unidos Donald Trump, Vladimir Putin desde Finlandia donde discutieron temas claves como la guerra en Siria, la desnuclearización de Corea del Norte y la denuncia de injerencia del Kremlin en las elecciones presidenciales de 2016 en EUA. El Departamento de Justicia de Washington anunció que el fin de semana pasado arrestó a una ciudadana rusa de 29 años por conspirar para ejercer influencia en la política estadounidense mediante lazos con grupos como la Asociación Nacional del Rifle (NRA) con el objetivo de “infiltrarse en organizaciones con influencia en la política”.

De acuerdo con la denuncia, la mujer violó la legislación estadounidense al no revelar a las autoridades que estaba actuando en nombre del gobierno ruso.

Mariia Butina, una activista en favor de las armas, fue acusada de actuar como agente encubierta de Rusia mientras vivió en Washington, reunió información sobre funcionarios y organizaciones políticas y trabajó para establecer líneas de comunicación secretas para el Kremlin junto a un “funcionario ruso” que no fue identificado en los documentos, aunque los medios locales apuntan que se trata de un político llamado Alexander Torshin, exfuncionario del banco central ruso y también exlegislador.

El abogado de Butina, Robert Driscoll, dijo:

“Simplemente no hay indicios de que buscase influenciar o socavar ninguna política o ley específica o a Estados Unidos, solo, a los sumo, promover una mejor relación entre las dos naciones”, dijo Driscoll en su nota. “La denuncia es simplemente un mal uso del estatuto de Agente Extranjero, que está diseñado para castigar la propaganda encubierta, no abierta y el networking por estudiantes extranjeros”, agregó.

El departamento de Butina en Washington fue allanado por el FBI en abril y ella se ofreció a responder las preguntas del Departamento de Justicia y del equipo de Mueller, pero la oficina del fiscal especial “no expresó interés”, agregó el letrado.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Categories